TOP

“Espacios de coworking: la importancia de la comunidad”

la importancia de la comunidad

El mundo de los espacios de coworking ha experimentado un gran auge en los últimos años, empezó como un simple deseo de compartir opiniones y apoyo hasta llegar a ser una enorme realidad.

Todos los días, emprendedores planean empezar a trabajar en espacios de coworking: su principal objetivo es hacer de este lugar no solo un espacio de trabajo, sino también un entorno dinámico y enriquecedor para todos.

Para lograrlo, es imprescindible que los locales no sean gestionados como simples oficinas. En primer lugar, debe preguntarse sobre el clima que desea respirar en el espacio: diseño funcional, minimalista, multifuncional … El clima se hará eco entre los compañeros de trabajo que adoptarán automáticamente una actitud de colaboración.

Por lo tanto, es importante tener en cuenta este elemento básico antes de comenzar y que luego se pueda percibir un esfuerzo para hacer del espacio de coworking el hogar de una comunidad.

Algunos elementos que pueden ayudar a fortalecer una comundidad única en un espacio de coworking son:

  • Página web. Si el espacio de coworking cuenta con un sitio web elaborado y atractivo, se puede apreciar un notable esfuerzo para agradar a los usuarios. Haciendo que los usuarios de esta página, en otras palabras, sus compañeros de trabajo, se reconozcan con elementos que recuerden la actividad y los proyectos de cada uno. Esta página debe tener flexibilidad para acomodar diferentes perfiles. El establecimiento de una plataforma de comunicación para los compañeros de trabajo les permitirá desarrollar el espíritu de grupo mediante la difusión de sus diversos trabajos.
  • Comunidad unida. Se debe conseguir un sentimiento de permanencia a la comunidad, a través de herramientas de diferenciación. Por ejemplo, instalando cerraduras que funcionan con huellas digitales o permitiendo privilegios de compañeros de trabajo (campamentos de verano para niños, cupones, espacios de estacionamiento …)
  • Preocupación por la comunidad. Las pequeñas sorpresas en la cocina de vez en cuando o la celebración del cumpleaños de los compañeros de trabajo reforzarán el sentido de pertenencia de las personas y los alentarán a permanecer en un espacio donde la vida es buena.
  • Redes sociales para crear grupos de interés. Las redes sociales son el modo de comunicación que no puede fallar para la gestión de un espacio de coworking. Todos están ahí. El objetivo principal es unir el espacio de trabajo con el espacio vital.
  • Comunicación interna y externa. Otro aspecto importante es que el espacio de coworking ofrezca una solución para comunicarse con los clientes o con otros compañeros. Ya sea con conexión a Internet o un sistema de telefonía. Por ejemplo, ya son muchos los espacios de coworking que cuentan con un conmutador telefónicovirtual. Una de las grandes ventajas que tiene, es que permite a los clientes llamar a un número común que pueden compartir todos las empresas, pero que gracias a unas locuciones y un menú de opciones, los clientes podrán contactar directamente con el negocio que buscan sólo pulsando una tecla, además de las muchas más funcionalidades que ofrecen
  • Forjar relaciones. Proponga actividades dentro de las instalaciones para fortalecer los vínculos entre los diferentes compañeros de trabajo y así fomentar la creación de un espíritu de equipo y comunidad: desayunos, días temáticos, cenas de Navidad …

En resumen, un espacio de coworking no consiste solo en encontrar una habitación y ponerle muebles. Será necesario mantener una relación de confianza con cada compañero de trabajo y crear un espíritu de equipo y comunidad. Al ayudar y acompañar a los diferentes miembros del espacio de coworking, creará indirectamente el elemento diferenciador de mayor valor: la comunidad.

«
»